El Programa Pablo Neruda es la primera acción que se pone en marcha para el desarrollo del Espacio Iberoamericano del Conocimiento (EIC). Dicho espacio ha sido promovido por las Cumbres de Jefes de Estado y de Gobierno (Salamanca, 2005). Para el establecimiento de los objetivos, estrategias y criterios de su construcción, la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB), la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI)y el Consejo Universitario Iberoamericano (CUIB) que, por mandato de la Cumbre constituyen la unidad de coordinación regional del EIC, han institucionalizado el Foro Iberoamericano de Responsables de Educación Superior, Ciencia e Innovación (o Foro del Espacio Iberoamericano del Conocimiento). Este Foro, constituido por los máximos representantes de la educación superior y ciencia de todos los países de la región es la instancia política de concertación del EIC y propone las políticas generales que orientarán el desarrollo del mismo y de las líneas y prioridades estratégicas a desarrollar para su construcción, siendo la movilidad académica de posgrado una de ellas.

 

El Comité Técnico del Programa Pablo Neruda está constituido por los países que participan en el programa, los organismos internacionales patrocinadores  (SEGIB, OEI CUIB) y la Unidad Técnica. El Comité es el responsable de:

 

  • Establecer los principios político‐institucionales y los lineamientos principales sobre los cuales se diseñarán las diferentes Convocatorias del Programa, así como su estrategia de financiación.
  • Determinar, con base en sus políticas nacionales las prioridades en cuanto a áreas estratégicas del conocimiento, los programas de posgrado que podrán presentarse a las convocatorias del Programa.
  • Establecer para cada convocatoria los acuerdos de conjunto para garantizar el equilibrio de los flujos en las acciones de movilidad
  • Aprobar las bases y procedimientos técnicos y de gestión para la implementación del Programa.
  • Establecer, en coordinación con las otras instancias (Unidad Coordinadora EIC, UTPN) e instituciones, las prioridades para las acciones de apoyo y fortalecimiento a la acreditación de la calidad.
  • Comprometer los recursos materiales y humanos para el desarrollo de las tareas de coordinación y gestión de los respectivos Enlaces Nacionales.

 

La Unidad Técnica Pablo Neruda está ubicada en la OEI y tiene las funciones de desarrollar las bases conceptuales del programa, coordinar la gestión de las acciones previstas en el mismo y establecer la forma y contenido de los procedimientos para la ejecución de los proyectos de movilidad académica (evaluación, selección, condiciones y procedimientos normalizados de gestión) y demás acciones previstas en el Programa tal como se relacionan a continuación:

 

  • Desarrollar los principios conceptuales, criterios técnicos y procedimientos de gestión más adecuados para el desarrollo de los objetivos político‐institucionales y los lineamientos principales sobre los cuales se diseñarán las diferentes convocatorias de la Iniciativa.
  • Coordinar la gestión de todos los niveles que integren las acciones previstas en el Programa mediante:
  • El establecimiento de la forma y contenido de los procedimientos para la ejecución de los proyectos de movilidad académica (evaluación, selección, condiciones y procedimientos normalizados de gestión).
  • Elaborar e informar de procedimientos normalizados.
  • Realizar las convocatorias, y establecer los plazos de ejecución.
  • Realizar en coordinación con los Enlaces nacionales y la RIACES las acciones de apoyo a la evaluación de la calidad y acreditación de posgrados y a la consolidación de instancias nacionales o sub‐regionales de acreditación de la calidad de la ESUP previstas en el Programa.
  • Realizar la promoción y coordinación general del Programa.
  • Difundir el Programa, editar y distribuir todo el material informativo y administrativo necesario para garantizar el mejor funcionamiento del mismo, así como el desarrollo de la web del Pablo Neruda.
  • Desarrollar todas aquellas acciones de asistencia técnica a las redes que se consideren necesarias para un mejor funcionamiento del programa, así como las reuniones de seguimiento necesarias con los Enlaces Nacionales.
  • Coordinar las acciones de seguimiento y evaluación del Pablo Neruda mediante:
  • Desarrollar los criterios para el seguimiento y evaluación del conjunto del Programa “Pablo Neruda; requerir los informes finales de las redes que recojan los intercambios realizados, ‐ tanto de estudiantes como de profesores.
  • Establecer la posibilidad de realizar ajustes en las redes que se presenten a renovación en convocatorias sucesivas (número de estudiantes y profesores, inclusión de una nueva institución, completar los estudios abarcados por el área temática)
  • Velar por la promoción de la igualdad de oportunidades, el cumplimiento de los objetivos transversales y la integración progresiva de un número mayor de universidades iberoamericanas.

 

Como tal, una de las funciones de la Unidad Técnica es la de coordinar la red de Enlaces Nacionales (EN) que constituyen la espina dorsal del programa.

 

Enlaces Nacionales (EN): Cada país participante designará una unidad nacional de Enlace con el Programa Pablo Neruda. Generalmente estará ubicada en el Ministerio de Educación Superior, trabajando en cooperación con la autoridad nacional en ciencia, tecnología e innovación y con las universidades participantes y en estrecha relación con la Unidad Técnica coordinadora del Programa. Los Enlaces Nacionales coordinarán la participación de cada país en este programa y lo representarán en el Comité Técnico del Programa Pablo Neruda. Asimismo los Enlaces Nacionales deberán asegurar la operatividad técnica en la implementación del Programa, con la agilidad propia del desarrollo y necesidades de gestión que éste plantee, en estrecha colaboración con la Unidad Técnica responsable de la coordinación del mismo. Para atender esta doble función, de representación de los criterios nacionales y técnica y de gestión el Enlace estará compuesto de al menos dos personas con capacidad de atender ambos cometidos.

 

Finalmente las redes de programas/universidades constituidas requerirán que una de las instituciones asuma la función de Universidad Coordinadora, y cada universidad participante se dotará de un Coordinador Institucional y un Coordinador académico. Las funciones de cada una de estas coordinaciones están ampliamente explicitadas en el Documento de Términos de Referencia, requisitos y procedimientos (Cap. 3) que es de referencia obligada tanto para la presentación inicial del proyecto como para la posterior gestión de las actividades.

Desarrollo y mantenimiento: asenmac